Publicidad

01 de diciembre de 2022

Desprendimiento prematuro de placenta: síntomas y riesgos para el bebé

El embarazo es una de las épocas más delicadas para la salud de la mujer. Así puedes identificar si hay un posible desprendimiento prematuro de placenta.

Por Redacción Cromos

El embarazo es una de las épocas más delicadas para la salud de la mujer. Así puedes identificar si hay un posible desprendimiento prematuro de placenta.
Fotografía por: Pexels

La placenta conecta el feto (bebé que no ha nacido) al útero de la madre y permite que este reciba los nutrientes, la sangre y el oxígeno de ella. También le ayuda al bebé a eliminar los residuos.

Te invitamos a leer más contenidos como este aquí.

Lee también: Manchado en el embarazo: estas son sus principales causas y riesgos

El desprendimiento prematuro de la placenta (también llamado separación de la placenta) es cuando esta se separa de la pared interna del útero antes de que nazca el bebé.

En la mayoría de los embarazos, la placenta permanece unida a la parte superior de la pared uterina hasta el nacimiento del bebé.

Sin embargo, en una pequeña cantidad de embarazos, la placenta se desprende (se cae de la pared del útero) demasiado pronto. La mayoría de las veces, solo una parte de ella se separa. Otras veces, se separa por completo. Si esto sucede, se da con más frecuencia en el 3er. trimestre.

Riesgos del desprendimiento de placenta en el bebé

En una pequeña cantidad de embarazos, la placenta se desprende (se cae de la pared del útero) demasiado pronto.
En una pequeña cantidad de embarazos, la placenta se desprende (se cae de la pared del útero) demasiado pronto.
Fotografía por: Getty Images

La placenta es la línea de la vida de un feto y se presentan problemas graves si esta se desprende:

  • El bebé recibe menos oxígeno y menos nutrientes
  • Algunos bebés muestran un crecimiento restringido (son muy pequeños)
  • En muy pocos casos, es mortal
  • Puede provocar una importante pérdida de sangre para la madre, por lo que el parto será riesgoso

Recomendado: Conoce la app colombiana que busca disminuir complicaciones en las embarazadas

¿Qué lo causa?

Nadie conoce la causa del desprendimiento prematuro de la placenta. Sin embargo, estos factores aumentan el riesgo para una mujer de que esto ocurra:

  • Antecedentes de desprendimiento prematuro de la placenta en embarazos anteriores
  • Presión arterial alta prolongada
  • Presencia de preeclampsia
  • Presión arterial alta súbita en una paciente que antes tenía presión arterial normal
  • Enfermedad del corazón
  • Traumatismo abdominal
  • Tabaquismo
  • Consumo de alcohol o cocaína
  • Fibromas en el útero
  • Una lesión en la madre (como un accidente automovilístico o una caída con golpe en el abdomen)
  • Ser mayor de 40 años

Te puede interesar leer: Maternidad: Riesgo de mortalidad neonatal es 14 veces mayor en bebés prematuros

Síntomas del desprendimiento prematuro de la placenta

Los síntomas más comunes son sangrado vaginal y contracciones dolorosas. La magnitud del sangrado depende de la cantidad de placenta que se haya desprendido. A veces, la sangre que se acumula cuando la placenta se desprende permanece entre la placenta y la pared uterina, por lo que puede que no se presente sangrado de la vagina.

Si la separación es leve, es posible que se presente un sangrado ligero. También le puede dar cólicos o sentirse sensible en su abdomen.

Si la separación es moderada, puede tener un sangrado más abundante. Los cólicos y el dolor abdominal serán más intensos.

Si más de la mitad de la placenta se desprende, puede tener dolor abdominal y sangrado abundante. También puede tener contracciones. El bebé puede moverse más o menos de lo normal.

Lee también: 10 consejos para tener un embarazo sano

Si tienes alguno de estos síntomas durante tu embarazo, coméntale a tu médico de inmediato, para que se haga la respectiva evaluación de tu estado de salud y el de tu bebé.

En caso de que en los exámenes se compruebe que el bebé muestra signos de sufrimiento, tu doctor puede inducir el parto prematuro. Si no puedes dar a luz por vía vaginal, necesitarás una cesárea.

El desprendimiento prematuro de placenta es una situación de emergencia, por lo que tendrás que dar a luz de inmediato, con más frecuencia por cesárea.

Cromos en Google news
Este sitio usa cookies. En caso de seguir navegando se entenderá que usted ha otorgado una autorización mediante una manifestación inequívoca para su uso
Aceptar