Efectos del alcohol en el hígado: ¿cómo prevenir el daño hepático?

El hígado es sensible al consumo excesivo de alcohol. Vamos a desglosar cómo el licor lo afecta, explicando los síntomas y dando recomendaciones clave para evitar diagnósticos irreversibles.

Por Redacción Cromos

02 de febrero de 2024

El hígado es un órgano interno que se encuentra en la parte superior derecha del abdomen, debajo de la caja torácica. Está situado principalmente en el lado derecho del cuerpo, pero parte de él se extiende hacia la izquierda.

(Vea también: Maravillas del hígado: descubre siete curiosidades que te van a asombrar)

Sigue a Cromos en WhatsApp

El hígado es el órgano más grande del cuerpo humano y cumple funciones vitales como la desintoxicación, la síntesis de proteínas, el almacenamiento de glucógeno y la producción de bilis, entre otras.

Su posición estratégica en el abdomen le permite desempeñar un papel crucial en muchos procesos metabólicos y de filtración de la sangre.

Aunque los efectos del trago pueden ser silenciosos, el daño acumulativo puede ser una bomba difícil de asimilar.

El lícor es clave en los agasajos de  muchos colombianos.

El lícor es clave en los agasajos de muchos colombianos.

Fotografía por: Getty Images

El hígado: cuáles son los síntomas Iniciales

El hígado puede ser resistente y soportar cierto grado de abuso, pero con el tiempo, el alcohol puede causar daño considerable. Los síntomas iniciales pueden pasar desapercibidos, pero es crucial estar alerta.

Fatiga, pérdida de apetito, y una sensación de malestar abdominal son signos tempranos que podrían indicar que tu hígado está luchando.

(Contenido relacionado: ¿Qué es bueno para limpiar el hígado? Conoce estos 4 remedios caseros)

Los efectos del consumo de alcohol

La cantidad de alcohol consumida y la duración del hábito son factores clave. El hígado descompone el alcohol en sustancias menos tóxicas, pero cuando la ingesta es elevada, este proceso se vuelve abrumador. Esto lleva a una acumulación de grasa en el hígado, causando esteatosis hepática o hígado graso.

A medida que el consumo persiste, pueden surgir problemas más graves, como la hepatitis alcohólica, caracterizada por inflamación y daño celular. En casos extremos, la cirrosis, una condición irreversible donde el tejido hepático sano es reemplazado por tejido cicatrizado, puede desarrollarse.

¿Qué hacer para prevenir enfermedades del hígado?

La moderación

Consumir alcohol con moderación es esencial. Las pautas de salud sugieren límites específicos para hombres y mujeres. Para hombres, esto significa hasta dos bebidas al día y para mujeres, una bebida al día.

Revisiones médicas regulares

Programar chequeos regulares con un profesional de la salud puede ayudar a detectar problemas hepáticos en etapas tempranas. Las pruebas de función hepática son herramientas valiosas para evaluar la salud del hígado.

Concientización sobre síntomas

Estar alerta a los síntomas iniciales y no ignorar la fatiga persistente, pérdida de apetito o molestias abdominales. Buscar atención médica temprana puede marcar la diferencia en el tratamiento.

Apoyo para la abstinencia

Si sientes que tu consumo de alcohol te está afectando, buscar apoyo para la abstinencia es fundamental. Hay recursos y profesionales disponibles para ayudarte a tomar control de tu salud.

Si aún te quedan dudas sobre los efectos del licor en el cuerpo, el mensaje clave es claro: el consumo de alcohol puede tener consecuencias serias para la salud hepática. Con conciencia, moderación y atención médica regular, podemos proteger este órgano vital y asegurar un futuro más saludable.

Si quieres leer más notas de estilo de vida, ingresa aquí.

Redacción Cromos

Por Redacción Cromos

“Somos la revista de mayor tradición y reconocimiento en Colombia. Entérate con nosotros de temas de estilo, moda, salud, belleza y sociedad.”RevistaCromos
Sigue a Cromos en WhatsApp
Este sitio usa cookies. En caso de seguir navegando se entenderá que usted ha otorgado una autorización mediante una manifestación inequívoca para su uso
Aceptar